29 junio, 2011

Nuestra época



En Dallas fabrican heces sintéticas. Han perfeccionado una forma de excremento humano simulado para poner a prueba diferentes calidades de pañales y de otras prendas protectoras. El compuesto se vende en forma de mezcla seca compuesta de almidones, fibras, resinas, gelatinas y polivinilos. Hay que añadir agua para obtener la consistencia deseada. Por lo general, el producto resultante es marrón.
Nostra aetate, como suelen decir los papas. Nuestra época.

Don DeLillo, Submundo

1 comentario:

Lucio dijo...

¿Qué tal es DeLillo? Nunca leí nada suyo. Me gustaía saber tu opinión.