10 junio, 2013

La edad de oro




–Una noche vino con un par de amigos y no pararon de cantar y de beber. Yo les preparé unos buñuelos; él me siguió a la cocina y me dijo que me desnudara.

–¿Delante de sus amigos?

–Yo no quería, pero se puso tan pesado, diciendo que le hacía tanta ilusión... Era imposible llevarle la contraria.

–¿Pero el vestido solamente? ¿O todo?

–Pusieron la radio, canciones. Y Jenö quería que hiciera el amor con sus amigos.

–¿Con los dos?

–Me decía que si de verdad lo amaba, debía hacerlo.

–¿Y cómo eran ellos? ¿Estuvieron amables?

–Estaban borrachos.

–¿Y luego?

–Cuando se fueron, Jenö me abofeteó.

–¿Y eso?

–Estaba celoso.

–¡Pero si él te obligó!

–Me dijo que me tendría que haber negado.


Fragmento de "La edad de oro", del húngaro Ferenc Karinthy (1921-1992), hijo del también escritor Frigyes Karinthy. Esta breve y muy buena novela, cuyo héroe es el joven judío Jósezf Beregi, narra una historia de sexo, seducción y superviviencia en una Budapest a punto de ser liberada por los rusos, durante los últimos meses del nazismo. Traducción de Anne Mayo Herczig. Publicado por Funambulista, España.