04 abril, 2010

Asombro



Me pregunto, dijo alguna vez el gran pintor británico Stanley Spencer, ¿qué acontecimiento en la vida de Dios propició la creación de los Alpes?

Margo Glantz y sus miniaturas de Saña, libro que en la Argentina acaba de publicar Eterna Cadencia.

Más miniaturas de "Saña", aquí

1 comentario:

Gervasium dijo...

Es la idea de que todo lo que a uno le pasa (bueno, malo, etc.) puede ser transformado en un hecho estético, que lo justifica. En este caso, el creador es Dios, y la obra, una parte de este mundo. Creo que el pintor hizo bien en preguntar.