09 diciembre, 2009

Historias encontradas


"Historias encontradas" es una antología hecha con pequeños cuentos hallados en libros más extensos: novelas, ensayos, misceláneas. En mi entrada del pasado lunes 7 hablo más a fondo de cómo armé este libro, que acaba de editar Eterna Cadencia en la Argentina.

Un ejemplo de las más de cien historias encontradas:



LA ENVIDIA

Cierta vez, mientras el demonio atravesaba el desierto de Libia, llegó a un lugar donde un grupo de amigos suyos trataba de atormentar a un santo ermitaño mediante imágenes de los siete pecados capitales. Pero la fuerza de voluntad de aquel santo hombre era demasiado poderosa para ellos, de modo que éste pudo desbaratar fácilmente sus diabólicas intenciones.

Tras observar el miserable fracaso de estos diablillos, el demonio avanzó dispuesto a darles una lección. “Lo que están haciendo es muy torpe”, les dijo. “Permítanme un momento.” Y le susurró al santo: “Tu hermano acaba de ser nombrado obispo de Alejandría”.

En el acto, una mueca de maligna envidia nubló el rostro sereno del ermitaño.

“Esta –explicó el demonio a sus diablillos–, es la clase de cosa que suelo recomendar.”

Arthur Conan Doyle (en "Memoirs and adventures")

3 comentarios:

Gervasium dijo...

Yo creo que estamos ante un gran libro. Me atrevo a hacer tal afirmación antes de haberlo leído. Doy mis razones.
Las antologías de este género son muy interesantes y hospitalarias: uno puede entrar y salir de la lectura cuando está cansado, mientras estudia o trabaja, etcétera. Eduardo tiene buen gusto -lo ha demostrado- y conoce el tema. El criterio de la selección. Los autores que aparecen en la tapa. El ejemplo de Conan Doyle de este posteo...
Gracias.

Eduardo Berti dijo...

Gracias a vos, Gervasium. Ojalá que te guste una vez leído... y me alegra verte tan seguido por acá.

Raquel Larrama dijo...

Muy bueno! Trabajo con adolescentes que quieren leer poco, y con adultos mayores que se cansan fácilmente con lecturas extensas.