03 marzo, 2009

Los cuentos más breves



En su blog "El síndrome Chéjov", el escritor Miguel Angel Muñoz dedica un comentario a mi antología "Los cuentos más breves del mundo", recientemente editada en España. Un fragmento:



"Los cuentos más breves del mundo" (Páginas de Espuma) deja constancia de una realidad: somos lo que leímos, y lo que contamos. Fruto de un pasado inabarcable, de una historia magnética que enlaza generaciones y siglos de autores y escuelas literarias de uno y otro signo, de uno a otro confín, al modo de Espronceda, este libro editado por el narrador argentino Eduardo Berti -que tiene un magnífico libro de microcuentos, "La vida imposible"- quiere indagar en el origen de las formas más breves del relato. El microcuento, la ficción súbita, las formas mínimas hoy tan en auge. Y el viaje es fascinante. Aunque la lectura de este libro, en cierto modo, puede resultar ajena al lector de microrrelatos actuales, también le enfrenta con las piedras originarias, con las huellas más viejas del mundo, las fábulas, proverbios o apotegmas, ejemplarios, fragmentos, que desde las civilizaciones de Oriente, pasando por la cultura griega y romana, o los inicios medievales y renacentistas de la literatura occidental, llegan hasta los dinosaurios de hoy, y la multitud de intentos por lograr una literatura tan espesa como la más espesa de las leches, condensada.

La versión completa en:
http://elsindromechejov.blogspot.com/

4 comentarios:

dame 10 minutos dijo...

Eduardo, me gusta mucho tu blog (y la mayoría de tus libros también, sobre todo "La mujer de Wakefield") "Los cuentos mas breves" ¿está editado en Argentina? Gracias

Eduardo Berti dijo...

Hola, gracias por tus comentarios. Y qué bueno que te guste el blog. "Los cuentos más breves del mundo" sólo se ha editado, por ahora, en España. Pero en breve se empieza a distribuir en América Latina. En México y Colombia, primero. Y espero que pronto en Argentina.

Adela dijo...

!Cómo me hubiera gustado haber visto tu post antes de hacer el mío sobre los cuentos breves!. No obstante, seguiré visitándote, me gusta mucho este sitio. Un saludo cubano,
ADE

Ana Valderrama dijo...

Es decir que, por ejemplo, en tierras mexicanas, aún no se puede comer de esta antología?
Y si uno tiene mucha hambre? pedirlo por internet?
Ojala puedas darme nota de cuándo ya pueda invitar a Esopo y a Kafka Breves a mi casa.
Mientras, yo te invito a que pases por Cien Palabras, el blog que coordino de relato corto.
http://cienpalabrascien.blogspot.com/

sin más, un gusto toparme con entrevistas y ensayos tuyos.

/\\/