18 septiembre, 2007

Libros como billetes


"En Ema, la cautiva yo había hecho como un mito del dinero. Jugaba con la posibilidad de hacer, de imprimir el dinero de cada cual. Por entonces pensaba que la literatura era eso: que imprimir un nuevo libro equivalía a imprimir sus propios billetes, a ser su propio estado, a tener su propia soberanidad. De joven, creía que con el dinero se podía llegar a la realidad. Era una idea bastante naif. Hoy ya no pienso más de esa manera. En mis últimas novelas no hablo más de dinero."

César Aira, reportaje público (París, 2001).

No hay comentarios: